Empatía con el personaje

By 8:00:00 , , ,


Desde tiempos inmemorables, todo lector busca tener afinidad con los personajes con que se topa en un libro. No sé a vosotros, pero me encuentro muchas veces con opiniones, generalmente juveniles, en las que se expresa que si el protagonista no actúa como esperas ya no te cae bien y por consiguiente, crea una falta de empatía. Esta es mi reflexión de hoy.


Entiendo que es costoso empatizar con alguien que te presenta una situación que para tu caso personal resulta inaudita, incomprensible, incluso puede que sea ficticia, que no te parezca creíble.  Mi pregunta es: Si un protagonista no gestiona sus emociones como lo harías tú, desencadena en que no te caiga bien y entonces, ¿ ya el libro no te gusta? ¿Pierde garra por no actuar como esperas? 

No me refiero a novelas distópicas en sí mismas, donde justamente lo que se busca es discernir sobre lo correcto o incorrecto; mi pregunta es concerniente a cualquier estilo o género. 

Tengo dos teorías, que os explico a continuación; por un lado, creo que la magia de la literatura es que te permite recorrer otros pensamientos, viajar por otros lugares y adentrarse en mentes desconocidas (siempre y cuando los personajes estén correctamente perfilados, claro) ; y por otra parte, sí me ha ocurrido haber leído una novela en la que hubiera pegado un puñetazo a uno o varios protagonistas.

¿Os ha ocurrido? ¿Cuál es vuestra opinión al respecto? 
Me encantaría conocerla y comparar impresiones.

Echa un vistazo a...

25 comentarios

  1. A mí también me ha pasado leer alguna novela y no estar muy de acuerdo en como se comportan ciertos personajes, pero no por ello he dejado de leerlas, lo bueno de la literatura, como bien dices, es que puedes adentrarte en otros mundos, otros países, otras épocas,... y disfrutarlos.
    Besos

    ResponderEliminar
  2. Yo necesito que los personajes me remuevan por dentro, ya sea por empatía o por qué los estrangularía, pero que no me dejen indiferente o me aburran porque entonces la lectura está perdida, es como una gran película con un mal actor, la destroza 😏

    Besitos cielo 💋💋💋

    ResponderEliminar
  3. Yo lo único que le pido a los personajes de una novela es coherencia. Que la narración contenga la suficiente información para que entienda a cada personaje y su papel en la trama. No me fijo tanto en si me gustan o no —se me ocurre, por ejemplo, Ana Karenina, un personaje magnífico al que, efectivamente, le había dado alguna que otra colleja—, sino en si funcionan dentro de la novela y si contribuyen a que me transmita algo en su conjunto. ¡Saludos!

    ResponderEliminar
  4. La de hoy es una reflexión que a menudo nos ronda a los lectores, tienes razón. Te confieso que a mí, si me cae mal el/la protagonista, me fastidia bastante toda la historia, sobre todo si se narra desde su punto de vista o en primera persona. Da igual que sea un buen personaje o el género literario que sea. Hace poco, leía una novela de fantasía y una de las protas me caía fatal, era pava a morir, todo el tiempo con risitas nerviosas, le hubiese dado un par de collejas... La suerte que tuve es que era una novela coral y tenía cuatro protagonistas más que me ayudaron a seguir con la lectura y a disfrutarla bastante (excepto las aventuras de la idiota risitas). Muy buena reflexión para compartir y empezar la semana. Besos.

    ResponderEliminar
  5. Depende. Hay personajes que considero horribles (y nunca llevaría su modo de vida) pero que como personajes, a nivel de desarrollo y creación me parecen espectaculares. En otras ocasiones, si son demasiado sencillos o básicos y además, no me caen bien los mando a freir esparragos. En mi caso creo que primo más la calidad que el como me caígan o si estoy de acuerdo con ellos, siempre y cuando sean personajes coherentes que actúen y reaccionen como te los han ido presentando y desarrollando.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  6. Esto de los personajes será igual que ocurre con las amistades. Tendemos a entablar una relación más estrecha con aquellos que son afines a nosotros. A mí me gusta un personaje en el que me reconozca y que, además, descubra de mí cosas que no sabía. A veces ocurre. Por otra parte, soy bastante crítica cuando la reacción o comportamiento de un personaje me parece muy irreal. Analizo la situación y claro la veo desde mi punto de vista, pero siempre tiendo a dejar abierta otra posible reacción, eso sí, que no se escape de toda lógica. Si el personaje no me gusta, resta puntos a la novela pero nunca he mandado una novela al cajón del olvido porque el personaje sea todo lo contrario a lo que yo soy. Besos

    ResponderEliminar
  7. Yo a los personajes necesito entenderlos, no me caigan ni bien ni mal, solo entenderlos, que me pongan en su piel, así me tienen ganada. A unos los adoro, a otros los mataria, a otros les daba tres voces... esos me valen todos.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. En general nos gusta empatizar con los personajes y muchas veces es clave para sentir más o menos una lectura. Mira lo que nos pasó con "También esto pasará".
    Sin embargo hay historias que aunque sus protagonistas no sean como a nosotros nos gustarían se disfrutan igual. Para mí la historia influye mucho también.

    Besitos

    ResponderEliminar
  9. Leer un libro es ingresar a ese mundo de la historia, te imaginas cada escena como si estuvieras tu en ella...en lo particular lo que mas me llama la atencion de un libro es el titulo...si el el titulo me agrada o me da curiosidad definitivamente que los personajes tambien :)
    Besitos

    ResponderEliminar
  10. Había escrito el comentario y se ha borrado. Decía así más o menos. Cuando estoy leyendo una historia a veces engancha por el personaje y se siente empatía. Cuando eso no ocurre si el protagonista principal no es de mi agrado no dejo de leer el libro si no que me fijo en otros personajes o la historia misma si me gusta o no. Pocas historias o libros alguna ves he dejado de leer, quizás tarde más en terminarlo de leer. Leer es apasionante. Un abrazo,

    ResponderEliminar
  11. Uau he pensado esto un millón de veces y muy visto en temas de reseñas juveniles. De hechom yo que leo mucho el género, cuando me topo con una novela juvenil o young adult más madura o que toma temas de forma más realista y menos fantasiosa, casualmente nunca gusta o apenas se le da bombo a esa publicación.
    Yo personalmente, una historia me puede gustar sea adulta o juvenil, independientemente de estar de acuerdo con lo que un personaje haga o deje de hacer.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  12. ¡Hola! ^^
    En general creo que es más fácil disfrutar de un libro cuando empatizas con el/la protagonista, pero también he leído libros en los que me caía fatal, y aun así me han gustado bastante.
    Besos!

    ResponderEliminar
  13. A mi no me importa para nada no empatizar con los protagonistas, porque con los libros de asesinos en serie que yo leo si empatizara con ellos tendría un problema.
    También depende del libro, pero en general, a mi no me afecta para que un libro me guste o no.
    B7s

    ResponderEliminar
  14. El personaje debe ser libre en las palabras que le definen

    Besos

    ResponderEliminar
  15. De los personajes necesito que me remuevan, sobre todo. Para bien o para mal, sentir empatía con ellos u odiarlos, lo que sea, pero que me provoquen algo. Lo malo es cuando me resultan indiferentes.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  16. Hola, según mi asesora en psiquiatría, leémos lo que queremos ser o lo que no nos atrevemos a ser. Ambas cosas parte de nuestro "ello". Algo así, por ejemplo: ¿por qué te gusta este libro y por qué este otro no? ¿qué fue lo que te agradó, entretuvo y te hizo sentir de lo cual el otro carece por completo? Nuestra psique y la forma en que fue conformada por el tiempo, las situaciones y nuestra propia sustancia nos permite "empatizar" con aquello que nos hace sentir bien, que nos produce placer a un nivel no definible. Lo que complace nuestras propias necesidades psíquicas y el ansia insaciable de "ser".
    El hecho de que encuentres usualmente esas situaciones en jóvenes, es precisamente por la etapa que ellos están cursando. De autoreconocimiento, descubrimiento y todas las demás características que les permitirán configurar su yo adulto y dejar atrás su yo infantil.
    Espero haberme explicado xD, buena entrada. Besos♥

    ResponderEliminar
  17. ¡Hola!

    Estoy de acuerdo con tu reflexión. Leer es increíble porque conoces nuevos puntos de vista, e historias increíbles, pero porque un personaje se comporte de manera diferente a la tuya, no creo que ya deba de caer mal. Si todos los personajes fueran como nosotros esperamos, pues menudo rollo ¿no?.

    Un besote.

    ResponderEliminar
  18. Es un tema de debate muy interesante.
    En mi caso, diría que depende del libro. He leído historias apasionantes donde los protagonistas me parecían seres realmente despreciables, taimados, tiranos. Por ejemplo, en "Cumbres borrascosas" es muy difícil que Katherine o Heathcliff te caigan bien, pues son realmente odiosos y sobre todo egoístas. No obstante, es una novela que disfruté de principio a fin y que, curiosamente, tiene uno de los "elencos" más fascinantes de la literatura, en mi opinión.
    Por otra parte, es cierto que en otras novelas no he conseguido empatizar con los personajes, lo cual me ha llevado a no disfrutar tanto de la historia. Y claro, después están esos protagonistas que te roban el corazón, haciendo que disfrutes de la obra totalmente.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  19. Sobre este tema siempre me viene a la cabeza "Cumbres borrascosas". Sus personajes son... bueno, no hay uno que se salve, están loquísimos, sobre todo Heathcliff, pero es una novela increíble que no dudo en recomendarte.
    Besos.

    ResponderEliminar
  20. Creo que, como dices, la magia de la literatura es conseguir empatizar con el personaje, aunque no sea como esperamos o deseamos. Pero eso solo es una parte de la magia, porque sucede que, A PESAR DE no ser como esperamos o deseamos el libro puede encantarnos. Dar una respuesta satisfactoria de esta peliaguda cuestión es adentrarnos en la separación fondo y forma. Si creemos que fondo y forma van unidos, aquello que no nos guste en su fondo (el modo en que el personaje se maneja, el modo en el que actúa) contaminará el estilo (la forma) y por tanto, restará valor al libro. Mi opinión es que una cosa es empatizar o no con el personaje y otra, muy distinta, que el libro esté bien o mal escrito. Yo separo fondo y forma y me sucede a menudo que historias absolutamente ajenas a mí me resultan fascinantes. Un ejemplo de esta falta de empatía y encantamiento a la vez es la novela de crímenes, en la que el personaje es ajeno a mí (se maneja con códigos de conducta distintos a los míos), pero me resultan excelentes. Un beso!

    ResponderEliminar
  21. Hola! Yo necesito que los personajes me digan cosas, sean buenas o malas. Y si estos no me transmiten nada el libro sé que no me va a gustar. El estar de acuerdo con ellos o no no implica que no me vayan a gustar. Adoro a mi padre y nunca estamos de acuerdo en nada, con muchos personajes igual, jejeje. En sus situaciones seguramente actuaría de otra forma o no llego a entender porque actúan de una forma u otra pero como digo, mientras me transmitan lo que están "viviendo" a mi me vale.
    Besos!

    ResponderEliminar
  22. Precisamente es una de esas cosas que comento mucho en mis reseñas. A mi me da igual que el personaje me caiga bien que me caiga mal, la cosa es que me produzca alguna emoción. Ahora a la cabeza me viene un personaje de un libro que se pasaba la novela maltratándose, haciéndose cortes y cosas similares y obviamente no es algo que yo haría pero conocer sus pensamientos y sentimientos me removía las tripas y el corazón y es eso lo que busco. La lectura es el mejor instrumento para la tolerancia y empatía, porque si eres capaz de entender y aceptar otros modos de ver la vida o actuar de un personaje también es probable que seas capaz de hacerlo en la vida diaria.

    ResponderEliminar
  23. ¡Hola! Hay libros que me gustan y los protagonistas en cambio me caen mal (trilogía sombra y hueso xD). Es importante conectar pero a veces la historia lo compensa xD. Igualmente yo prefiero empatizar con los protas porque así pues lo disfruto más.
    Un beso desde Jardines de papel .
    ¡Nos leemos!

    ResponderEliminar
  24. Interesante cuestión, y por supuesto, no puedo estar más de acuerdo con tu forma de verlo. Alguna contada vez ha llegado a dejar de gustarme una historia simplemente porque su protagonista de pronto es un pusilánime ante determinadas circunstancias. Pero como digo, han sido solo un par de veces puntuales.
    Al contrario, a veces hasta agradezco toparme con personajes extravagantes y extraños, que quizá no actúen como yo haría, pero que, como bien dices, ahí reside la magia de la literatura, en meterse en la piel de cientos de personajes y vivir sus vidas.
    Otras veces incluso me ha pasado que el villano de algún libro (por poner algún ejemplo, "El señor de las moscas", o "Los pilares de la Tierra"), me han despertado auténtico odio, y solo por eso, cuando la suerte ha favorecido al bueno del prota me he alegrado. Es decir, cuando ciertos personajes despiertan en ti cosas, es que el libro es bueno, la historia merece la pena. Malo sería si nos dejara indiferentes.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  25. Entiendo lo que quieres decir pero para mí es clave sentir empatía por el protagonista. Generalmente, si no consigo ponerme en su lugar, puedo admitir que es un buen libro pero difícilmente me habrá gustado el mío. Creo que la literatura es una herramienta maravillosa para ponerte en la piel de otro pero si, pese a conocer sus circunstancias y sus razones para actuar de determinada manera no consigues entenderlo, es muy difícil generar esa empatía.
    ¡Gran debate!
    Un beso

    ResponderEliminar

Todos los comentarios respetuosos tiene cabida en este espacio.